Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Tribunal de Bucarest condena a 10 años de prisión a Florian Tudor y la Mafia Rumana

362

Cancún.- Un tribunal de Rumania condenó a Florian Tudor y a los integrantes de la lo que se conoce globalmente como “The Riviera Maya Gang”, a diez años de prisión por la operación de los cajeros automáticos fraudulentos en México, informó la organización denominada Proyecto de Denuncia de la Delincuencia Organizada y la Corrupción (OCCRP por sus siglas en Inglés).

Aquí se reproduce la versión en Español de la información difundida originalmente en Inglés:

Un tribunal de Bucarest condenó el viernes a seis miembros de la llamada Banda de la Riviera Maya a penas de prisión de entre tres y diez años por establecer una operación de “skimming” a gran escala en México.

Liderada por Florian Tudor, también conocido como “Tiburón”, quien permanece prófugo en México, la pandilla comprometió hasta 100 cajeros automáticos a lo largo de la Riviera Maya de México, en Cancún, Sayulita, Puerto Vallarta y Tijuana para robar detalles de tarjetas de crédito de turistas y retirar dinero de sus cuentas.

Los seis fueron declarados culpables de intento de asesinato, extorsión, creación de un grupo delictivo organizado, posesión ilegal de un arma y conducir sin licencia.

Tudor también fue acusado, pero permanece en México y los fiscales deben presentar una orden judicial en ausencia, informaron medios locales.

Los pandilleros fueron juzgados en enero del año pasado y los fiscales afirmaron que el grupo delictivo de Tudor puede tener casi 1000 hombres.

El año pasado, la OCCRP, Elemento Lab, Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) y Rise Project, publicaron una investigación que reveló detalles de las acusaciones de la fiscalía contra Tudor y su grupo.

Mientras tanto, los investigadores de las fuerzas del orden llegaron a la conclusión de que la pandilla era responsable del 12% de un mercado de “skimming” ilegal por un valor estimado de dos mil millones de dólares.

Gran parte del dinero robado que los miembros supuestamente canalizaron a bienes raíces en México y Rumania a través de compañías que controlaban.

Tres de los asociados de Tudor fueron declarados culpables el viernes de intentar matar a Sorinel Marcu, quien alguna vez fue la mano derecha de Tudor.

El “Tiburón” y su músculo tuvieron una pelea por el dinero y los celos.

El 2 de abril de 2018, Marcu estaba afuera de una oficina de DHL en Cancún cuando los tres convictos lo apuñalaron varias veces.

Posteriormente, a Marcu le extirparon el bazo en un hospital de Cancún como resultado de sus heridas.

Tudor fue acusado de intento de asesinato junto con los tres convictos.

Cuando fue contactado por OCCRP en 2020, negó cualquiera de las acusaciones y afirmó que era un hombre de negocios legítimo. “No soy un criminal y nunca lo seré”, dijo Tudor en un intercambio de correo electrónico con la OCCRP. “Nunca he matado a nadie y nunca he ordenado que maten a nadie”.

En febrero de 2020, la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) de los Estados Unidos pidió a las autoridades mexicanas que investigaran la red del crimen organizado de Tudor.

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de México inició una investigación financiera, rastreando las propiedades y transacciones de la pandilla.

La UIF, en colaboración con la Fiscalía General de México, descubrió transacciones entre al menos ocho empresas con sede en México y una en Rumania.

A principios de febrero de este año la UIF congeló las cuentas de 79 personas y empresas que se cree están vinculadas al grupo.

El presidente Andrés Manuel López Obrador solicitó al titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) que presentara un informe completo sobre “The Riviera Maya Gang”, luego de que se congelaran las cuentas.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo