Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

‘SERVIDORES DE LA NACIÓN’ SE AGANDALLAN VACUNAS ANTI COVID-19 EN COZUMEL

Personal del Hospital General en primera línea se queda sin acceso a dosis anti-covid, tras abuso de funcionarios

171

Médicos y enfermeras denunciaron que “Servidores de la Nación”, así como amigos y familiares de directivos del hospital fueron beneficiados con el patógeno

Personal en primera línea del Hospital General de Cozumel denunció que varios médicos y enfermeras no fueron vacunados contra la COVID-19, debido al abuso de poder de “Servidores de la Nación”, así como amigos y familiares de directivos que fueron beneficiados con dosis, sin tener relación alguna con la atención a pacientes con coronavirus.

Pese al anuncio del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador de que no se permitirían casos de influyentismo de funcionarios para obtener la vacuna anti covid-19, en Cozumel allegados de Juanita Alonso Marrufo, delegada regional de los Programas Sociales del Gobierno Federal, fueron vacunados, desplazando así a médicos y enfermeras que atienden a personas con el virus.

Una de las personas señaladas por recibir la vacuna es Gerandily Gutiérrez Poot, quien se presentó como coordinadora de la ‘Brigada Correcaminos’, así como dos personas más del equipo de Alonso Marrufo.

Además de estos funcionarios, familiares y amigos del director del Hospital General de Cozumel también fueron vacunados, sin que alguno de ellos tenga acceso directo a la zona covid del nosocomio.

“Dentro de las anomalías encontradas dentro de la vacunación al personal del Hospital General, se encuentran varias, como que vacunaron en un principio a doctores que no están en la atención directa con pacientes covid, como al pediatra Dr. E. Villanueva, sobrino del Director, así como a los representantes sindicales que no asisten al hospital por tener comisiones sindicales y al encargado del Archivo. Hubo personal que no recibió el llamado y por lo mismo no fue vacunado, como algunos químicos”, también denunciaron.

Los inconformes exigieron a las autoridades de la Secretaría de Salud y al Gobierno Federal que sancione estas prácticas de gandallismo por parte de funcionarios.

Según lo anunciado por autoridades, al municipio de Cozumel llegaron sólo 250 dosis, de las cuales 150 se destinaron para el Hospital General y 100 para el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

CRECE LA POLÉMICA… Y LAS JUSTIFICACIONES

La doctora Lourdes Cabrera Maldonado publicó en Facebook el haber encontrado dos fichas con los nombres de dos personas que no laboran en el Hospital General y que inexplicablemente fueron vacunados contra el COVID-19. También criticó que personal federal trató al personal a gritos, para decidir a quienes sí les tocaría vacunas y quienes tendrán que esperar al siguiente cargamento.

“Les comento que, estuve en lista de espera para vacuna covid, pues algunos de las primeras listas o no quisieron vacunarse o no pudieron por diversas razones, entonces cuando me toca turno, una damita de nombre Gerandly de Jesús Gutiérrez Poot, de manera grosera y prepotente me dijo que no me correspondía vacuna e hizo lo mismo con otros compañeros, creo hay formas de decir las cosas, pero está personita empezó a gritarme como loca, y la verdad me dì la vuelta y me retiré, porque no voy a permitir que me falten al respeto”, escribió la doctora.

Lamentó que estas personas fueron supuestamente traídos para cuidar que no hubiera corrupción, pero fueron ellos mismos quienes se reservaron las dosis para la aplicación de los funcionarios.

En reacción a esta denuncia, la coordinadora de programas federales en Cozumel, Juanita Alonso Marrufo, afirmó que a los brigadistas de vacunación también les toca vacunarse, para su protección.

De acuerdo a la funcionaria federal, la indicación de la Secretaría de Salud, es que este personal sea vacunada con las dosis sobrantes. En el caso de Cozumel, sobraron tres dosis en el Hospital General, las que fueron utilizadas para tres brigadistas.

En el caso del Instituto Mexicano del Seguro Social, sobraron nueve, con los que vacunaron a toda la brigada.

Defendió el no vacunar a personal en “lista de espera”, pues esto fue por indicaciones de los propios directores de los hospitales, “ya que estos conocen a los trabajadores que están en la primera línea en el combate al covid 19 y ellos fueron los que proporcionaron las listas correspondientes”, declaró.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo