Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Ni pellizcos ni chanclazos: aprueban reformas contra el maltrato infantil

14

“No más chanclazos, no más cinturonazos”, así fue como el Senado de la República anunció la aprobación de las reformas que prohíben explícitamente el uso de violencia física como método correctivo para niñas, niños y adolescentes.

Por unanimidad, con 92 votos a favor, los legisladores reformaron y agregaron diversas disposiciones a la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, así como al Código Civil Federal.

La reforma argumenta que existían vacíos en la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, por lo que modifica los artículos 47, fracción VII, así como la fracción IV del artículo 105, para quedar así:

“Queda prohibido que quienes tengan trato con niñas, niños y adolescentes ejerzan cualquier tipo de violencia en su contra, en particular el castigo corporal y humillante”.

También modifican los artículos 323, 323 y 423 bis para contemplar la violencia psíquica y emocional, y establecer expresamente su prohibición para madres, padres y quienes tengan la tutela de niños, niñas y adolescentes.

Sin embargo, la presidenta de la Comisión de la Niñez y de la Adolescencia, la senadora del PAN Josefina Vázquez Mota indicó que el proyecto “no es de corte penal sino preventivo y como un detonante para la intervención pública temprana en la prevención y atención de este tipo terrible de violencia”.

Vázquez Mota afirmó que más del 60% de niñas, niños y adolescentes entre uno y 14 años son sujetos a agresión psicológica y castigo corporal en sus hogares, y citó una encuesta de la fundación “Guardianes”, que indica que el 40% sufrieron violencia psicológica y física durante la cuarentena.

En tanto, el senador Martí Batres, de Morena, dijo que estos cambios no buscan criminalizar a padres, madres o tutores, pues no persigue castigos penales.

Sostuvo que se trata de “una reforma en el terreno de derecho familiar y civil”, y que constituye una condena a la violencia que se infringe hacia niñas, niños y adolescentes, así como una forma de educar hacia para la paz.

El dictamen fue remitido a la Cámara de Diputados para los efectos del artículo 72 constitucional.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo