Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Gregorio Sánchez Martínez amparado ante la justicia de la Argentina

57

Después de más de tres semanas de ser declarado prófugo de la justicia, el expresidente municipal de Cancún, Gregorio Sánchez Martínez se presentó, con amparo de por medio, ante la justicia de la Argentina.
Procedente de Miami, Florida, donde se había refugiado después de que se liberara la orden de arresto en su contra, Sánchez Martínez acudió al Juzgado Federal de Posadas, en Misiones, Argentina el lunes pasado bajo un total sigilo.
Ahí, una vez que fue notificado sobre la causa penal que se inició por el delito de lavado de dinero y evasión impositiva (cargo penal fiscal en Argentina), presentó un amparo que, temporalmente, lo protege de la acción de la justicia.
El amparo se tramitó directamente ante la justicia argentina para que Gregorio Sánchez pudiera regresar a ese país sudamericano sin que sufriera una nueva detención, tal y como ocurrió en México.
Los abogados del exalcalde de Cancún, en Argentina, lograron que la jueza federal Verónica Skanata frenara la orden de prisión por ahora mediante la figura jurídica de eximición (amparo).
Esta situación origina que Gregorio Sánchez Martínez podrá enfrentar el proceso legal en su contra sin necesidad de pisar la cárcel. Ahora las acusaciones que enfrentará serán directamente de parte de autoridades de la Administración Federal de Ingresos Públicos AFIP.
El expresidente municipal de Benito Juárez compró a principios de año un campo de 900 hectáreas en proximidades de la ciudad de La Paz, en 2 millones de dólares y lo registró a nombre de su hijo de 3 años.
Gregorio Sánchez Martínez y su esposa cubana llegaron por primera vez al Juzgado Federal de Posadas, Misiones, al parecer procedentes de Miami, hacia donde habían viajado poco después de la denuncia en su contra, de parte de la AFIP Posadas, por supuesta evasión impositiva y lavado de dinero.
Allí tuvieron que esperar por espacio de más de una hora y luego fueron notificados por un funcionario judicial, pero no tuvieron contacto con la jueza Verónica Skanata, quien ordenara la investigación.
El exalcalde de Cancún es investigado por supuestas irregularidades cometidas en la compra de un campo, en proximidades de la ciudad de La Paz. La operación del establecimiento fue acordada en el mes de febrero, en la escribanía del misionero Ives Lombardi. Allí se hicieron presentes Gregorio Sánchez Martínez y su esposa cubana (de su segundo matrimonio), la médico Niurka Saliva Benítez, hija de un teniente coronel de Inteligencia que prestara servicios al castrismo por varios años. En los papeles, ese 16 de febrero de 2014, quedó registrada la donación de 2 millones de dólares, que hacía la mujer, a favor de su hijo Neftalí Sánchez Martínez, nacido en Mendoza el 1 de diciembre de 2010.
La médico cubana entregó el cheque número 1199408468, del banco JP Morgan Chase Columbus, con sede en México, por la cifra mencionada, que sirvió para la compra del campo San Silvestre, que pertenecía a El Raigón S.A., liderada por los ciudadanos estadounidenses, quienes durante casi una década llevaron adelante negocios ganaderos en la zona e incluso contaban con más de 2 mil hectáreas de islas, en la zona ribereña santafesina, que también habrían pasado al mexicano.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo