Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Fuga del “Chapo”, tema del día

16

Buena parte del país despertó hoy con la noticia de la fuga de Joaquín Guzmán Loera, “El Chapo”, del penal del Altiplano, en Almoloya, en el Estado de México.
La noticia de la evasión del narcotraficante, la segunda de un cárcel de máxima seguridad, inunda desde la madrugada las redes sociales.
Mientras el presidente Enrique Peña Nieto y su comitiva de 400 personas se alistaba para viajar a Francia, el líder del Cartel de Sinaloa huía por un túnel de 1.5 kilómetros que se construyó en un predio de la colonia Santa Juanita, cercana al penal federal hasta la celda.
En la madrugada, cuando la información de la evasión de “El Chapo” corría como reguero de pólvora, reaccionó la Comisión Nacional de Seguridad y confirmó las versiones digitales.
Hoy domingo, muy temprano, el titular de la dependencia federal, Monte Alejandro Rubido, ratificó lo que México y el mundo ya sabía.
El ya famoso delincuente se fugó a través de un túnel, cuya entrada se localizó en el área de la regadera dentro de la celda 20, localizada en el área de tratamiento especiales, pasillo 2 del Cefereso número 1.
En la breve rueda de prensa que Rubido ofreció, explicó que el túnel utilizado por el capo para la fuga tenía una boca cuadrada de 50 por 50 centímetros –aproximadamente– y una profundidad de un metro y medio. 
Este conducto comunica con un descenso de 10 metros, donde fue localizada una escalera, el cual a su vez conduce a otro túnel más grande con una altura aproximada de 1.70 metros, un ancho de 70 centímetros, y una longitud de más de 1 mil 500 metros, equipado con aire acondicionado, iluminación así como con una motocicleta adaptada sobre rieles para la tracción, en la que es posible que se hayan transportado materiales y herramientas para la excavación y extracción de tierra.
También fueron hallados tanques de oxígeno y tuberías de PVC. A lo largo del túnel se encontraron materiales de construcción, tanques de oxigeno e indicios de las personas que habitaban o acudían a la casa.
Además, el funcionario precisó que la fuga fue minutos antes de las nueve de la noche del sábado 11.
Hay 18 empleados del penal detenidos como parte de las averiguaciones para tratar de determinar por qué no se percataron de la huida del penal.
Guzmán Loera fue aprehendido el sábado 22 de febrero de 2014 en Mazatlán Sinaloa. La primera evasión del narcotraficante fue el 19 de enero de 2001, cuando estaba preso en la cárcel de Puente Grande, en Jalisco.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo