Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Empresa advierte que no suspenderá actividades “ni aunque las calles se llenen de cadáveres”

543

Continúan llegando a la redacción de Yucatán Ahora denuncias donde se advierte de empresas que no están acatando la disposición de suspender actividades, tal como lo informó ayer el gobernador Mauricio Vila Dosal, al anunciar que se intensificarían las medidas para prevenir contagios de coronavirus Covid-19.

Las empresas que no están cumpliendo son de diversos giros considerados no esenciales y que tendrían que enviar a sus empleados a casa.

La lista va desde pequeñas hasta grandes empresas con numerosos empleados, a los cuales han incluso reunido para informarles que no cerrarán y que continuarán las actividades.

Les han advertido que a los que falten no solo se les descontará el día, sino que hasta pueden perder el empleo.

A continuación el recuento de las denuncias que han llegado:

Usuarios denuncian que en Materiales Monarca y Grupo Promotora Residencial aun tienen laborando a los empleados e incluso les dijeron que vayan a trabajar sin uniforme para que nadie se dé cuenta, ya que estarán laborando, en las propias palabras de los directivos, “clandestinamente”.

En la distribuidora de autos Honda ya se les dijo a los trabajadores que no se suspendarán actividades, ni en el piso de ventas ni en el taller.

Antes de que se agudizara la emergencia sanitaria, les habían ofrecido que tomen vacaciones y días solidarios para mandarlos temporalmente a casa, pero ahora las cosas se han complicado, incluso el dueño de la empresa les advirtió que se amparará para no detener actividades.

En Materama también ya les advirtieron a los empleados que no habrá suspensión de actividades “ni porque las calles se llenen de muertos”. Pretenden trabajar a puerta cerrada si es necesario.

En Valladolid nos reportan que también sigue laborando la agencia de viajes Traveliando, no dejan que los empleados se vayan a sus casas a guardar la cuarentena, ni porque varios de ellos tienen que trasladarse desde Chichimilá.

En Office Depot ya les advirtieron que no cerrarán porque no hay ningún decreto por escrito, y amenazaron al personal que los darían de baja si faltaban. Además los están haciendo firmar dónde aceptan que nos les paguen tres días, según por las bajas ventas que se tienen.

En una compañía de venta de teléfonos celulares por cambaceo dieron de baja a todos los empleados, sin cubrirles liquidación.

También nos reportan que las notarías siguen trabajando, pese a que sus servicios podrían considerarse no esencial en medio de la emergencia sanitaria.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo