Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

EL VICIO ELECTORAL DE SIEMPRE

136

El secreto de la vida es la honestidad y el juego limpio,

si puedes simular eso, lo has conseguido

Groucho Marx

La razón fundamental para transformar los órganos electorales del país en lo que actualmente son, fue la fundada sospecha de su sumisión al poder, de su conformación “a modo”; por ello se planteó un esquema en el que el mérito se antepusiera  al influyentismo; pero algo extraño ha ocurrido en Quintana Roo, pues entre los aspirantes a conformar el futuro Órgano Público Local Electoral (OPLE) aparecen personajes con fuertes y abiertos vínculos políticos y que representan la continuación de los vicios que se intentaba –en teoría- combatir.

De ninguna manera se niega la profesionalización alcanzada por el personal del aun Instituto Electoral de Quintana Roo (Ieqroo), pues si algo bueno tiene el órgano comicial local es que su personal operativo se ha preocupado por su preparación, pero el desempeño total del organismo, a partir de las decisiones de su Consejo General, es el que ha estado en cuestionamiento, por lo menos durante los últimos seis años.

El Instituto Nacional Electoral (INE) informó que su convocatoria para registrarse como aspirante venció el 19 de mayo, y que en total se registraron 132 personas: 96 en la Junta Local; en la Junta Distrital 01, con sede en Playa del Carmen, 13;  y en la 03, situada en Cancún, 23; y el 27 de junio aplicó el examen de conocimientos respectivos.

Hasta ahí todo parecía bastante bien, un número bastante importante, considerando que son sólo 7 los espacios disponibles, y que participaron aspirantes de buena parte de la geografía estatal;  sólo que en la publicación de resultados de la primera etapa, este 17 de julio, es donde las suspicacias han surgido entre algunos de los seleccionados y algunos de ellos que no lo fueron, y que han hecho llegar a este escribiente, vía correo electrónico, sus consideraciones.

Por ejemplo, señalan que entre ex funcionarios, funcionarios y consejeros del Ieqroo, fueron en total 18 personas las que presentaron el examen el pasado 27 de junio, y “curiosamente” todas aprobaron el mismo, pero además ocupan los primeros lugares de entre las dos listas –de hombres y de mujeres- de  25 nombres de finalistas; se insiste en reconocer la valía de quienes ahí laboran, pero también debe decirse que quedaron en el camino personas con reconocido perfil profesional; de ahí que sea cuestionable y sospechosa la labor del Comité Técnico del Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE), pues pareciera se enfila a perpetuar los vicios que dijo se corregirían con la renovación de los órganos locales.

Ha sido una tendencia nacional que menos del 30 por ciento de los funcionarios electorales han presentado examen en sus respectivas entidades lleguen a la etapa final para las designaciones, pero en este caso, si se tomaran los diez primeros lugares de la lista de mujeres y diez de las de hombres, aparecen nombres de funcionarios, funcionarias y consejeros actuales, y evidentemente sobran “opciones” para seleccionar, quedando fuera las verdaderas opciones ciudadanas y profesionales. ¿A poco de verdad son tan incapaces el resto de los aspirantes, o se acerca una integración a modo? es pregunta para el INE.

Carlos Caraveo Gómez, ex contralor; José Muñoz Escalante, consejero; Vicente Aguilar Rojas, consejero; Juan Serrano Peraza, secretario general; Manuel Canto Presuel, ex magistrado electoral, Geovany Osalde Pech, ex jefe del Centro de Información Electoral; son sólo algunos de los muchos que aparecen  en la lista; y por parte de las mujeres están Thalía Hernández Robledo, actual directora Jurídica; Rocío Hernández Arévalo, directora de Partidos Políticos; Karla Rivero González, ex jefa de departamento en la Dirección de Partidos Políticos; y así la lista abarca, en ambos casos, prácticamente la mitad de los aspirantes.

Y si eso no fuese suficiente, los nexos políticos de algunos de los actuales funcionarios electorales son los que verdaderamente resaltan, sólo por poner el caso más emblemático, el de Vicente Aguilar Rojas, actual consejero electoral –y quien según algunos pretende ocupar la presidencia del órgano electoral, es hijo del ex presidente de la Comisión de Procesos Internos del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Vicente Aguilar Ongay, quien ocupó el cargo cuando el actual mandatario estatal, Roberto Borge Angulo, fue designado como abanderado del tricolor y a la postre electo gobernador.

Además, es yerno del ex candidato a la gubernatura, ex senador, ex presidente municipal priísta, Eduardo Ovando Martínez, quien encabeza las llamadas “Redes de Ovando”, tan conocidas en Quintana Roo por “operar” en procesos electorales en favor del PRI; pero no es la única “gracia” del consejero electoral, pues junto con su socio Gabriel Enrique Cañizares Gamboa fundaron la empresa Constroktor SA de CV., a través de las cuales defraudaron a personas a las que solicitaron adelantos por construcciones que nunca realizaron, según publicaciones anteriores que pueden consultarse en Internet (véase como ejemplo http://educosas.com.mx/home/sinverguenzas/ )

Por si no fuera suficiente, Aguilar Rojas fue señalado de actuar negligentemente en los cargos públicos que ocupó con anterioridad, como la Dirección de Notarías de Gobierno del Estado, en donde toleró que grupos delictivos como Los Zetas cobraran en especie extorsiones realizadas a empresarios de la zona norte de Quintana Roo (http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=qroo&idSeccion=3&idTitulo=154174).

El caso mencionado es sólo una muestra de las amplias irregularidades que pueden encontrarse; pero existen otras tantas, como el expediente SUP-AG-26/2010 (http://portal.te.gob.mx/colecciones/sentencias/html/SUP/2010/AG/SUP-AG-00026-2010.htm) que demuestra que en el año 2010, cuando Juan Serrano Peraza, ahora secretario general del Ieqroo y entonces director jurídico del organismo, se extralimitó en sus funciones y fue reconvenido junto con el actual presidente del órgano comicial, Jorge Manríquez Centeno, por la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, por intentar impedir que la empresa Gabinete de Comunicación Estratégica para evitar que difundiesen encuestas de opinión sobre el proceso electoral de ese año; el tema se hizo escándalo nacional, y el tribunal federal actuó en consecuencia.

En columnas posteriores señalaremos más casos “notables” de los actuales funcionarios y algunos otros aspirantes, entre los que se cuentan despojadores de terrenos; como el caso de Demita Delille Cabrera, por cierto ex consejera local (http://www.poresto.net/ver_nota.php?zona=qroo&idSeccion=4&idTitulo=201999); pero además el periódico La Verdad de Quintana Roo publicó el caso Josué Evelio Arjona, quien fue detenido el 11 de enero del 2013,  por la Policía Judicial con cinco integrantes de una banda acusados por robar joyas valuadas en 500 mil pesos de una caja fuerte, propiedad de Juan Carlos Mena; y el de Jorge Reyes Jiménez; quien fue acusado de los delitos de homicidio en grado de tentativa, lesiones, allanamiento de morada y portación de arma prohibida, asentado en la “Averiguación Previa 210/3-2013, según datos que fueron publicados en la prensa de Quintana Roo, con fecha del 22 de marzo del 2013.” (http://laverdadnoticias.com/aspirantes-al-ople-con-pasado-delictivo-en-quintana-roo/555129/)

El tema sin duda apenas comienza, y a partir de la segunda etapa de las evaluaciones se conocerá el rumbo que tomará la integración del llamado OPLE quintanarroense, pero por ahora queda claro que parecen perpetuarse los mismos vicios que arrastró en su existencia el Ieqroo, y el INE no apunta a convertirse en un órgano que brinde certeza sobre la profesionalización de sus integrantes, así se observa desde aquí A Tiro de Piedra. Nos leemos en la próxima.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo