Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Destapan una estafa maestra en el Poder Judicial

75

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) detectó una red de desvío de recursos en el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), similar a la utilizada en el caso de la Estafa maestra, en la que funcionarios de la administración del exministro presidente Luis María Aguilar Morales realizaron contrataciones y obtuvieron beneficios a través de empresas fantasma.

Por ello, la UIF presentó una denuncia ante la FGR en contra del exdirector General de Inmuebles y Mantenimiento, Francisco Javier Pérez Maqueda y otras personas por el delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita.

Fuentes ministeriales precisaron que pese a que los hechos señalados por la UIF ocurrieron durante la administración de Aguilar Morales como presidente del Poder Judicial de la Federación, la denuncia no lo incluye a él.

La denuncia fue presentada la semana pasada y, mientras duran las investigaciones, la UIF bloqueó las cuentas de Pérez Maqueda, a quien identifica como uno de los principales responsables del esquema de desvío de recursos y lavado de dinero a través de un esquema de empresas fantasma.

Pérez Maqueda es conocido porque en febrero de 2017, el CJF halló 3 millones 491 mil pesos en efectivo en la cajuela del vehículo oficial que le fue designado durante su cargo.

El automóvil estaba estacionado en el edificio del Consejo de la Judicatura Federal en la alcaldía Tlalpan y en esa fecha, Pérez Maqueda se encontraba de viaje por el estado de Nayarit.

El Poder Judicial de la Federación (PJF) solicitó auxilio a las autoridades capitalinas para dar seguimiento al vehículo a través de las cámaras públicas de videovigilancia, a fin de ubicar el momento en el que el dinero fue introducido al automotor y llegó al edificio sede del CJF.

Por ello, el entonces ministro presidente Luis María Aguilar Morales separó del cargo a Pérez Maqueda, dio vista al Órgano de Control Interno del CJF y lo denunció ante la extinta Procuraduría General de la República (PGR).

Fuentes cercanas a la carpeta de investigación señalaron que la FGR concluyó que no había evidencia de que Pérez Maqueda recibió de propia mano los millones de pesos encontrados en el vehículo a su cargo.

Favorece empresas en Jalisco

Sin embargo, desde el hallazgo del dinero, el CJF inició ocho procedimientos administrativos en contra del exfuncionario por diversas irregularidades halladas en los procedimientos de contratación en los que participó.

El exdirector General de Inmuebles y Mantenimiento del CJF era el encargado, entre otras cosas, de avalar las contrataciones públicas que realizaba el consejo para tener en buen estado los edificios, construir y adquirir bienes inmuebles en todo el país.

En sus investigaciones, el CJF halló evidencias de que Pérez Maqueda supuestamente tenía vínculos con las empresas: JonapGrupo Casgo, Proyectos y Construcciones Marlú, Grupo Akarsi, 13-29 Construcciones y Grupo Atrica.

Detectó un patrón de empresas constructoras que se beneficiaron con contratos de obra pública en Jalisco e inició las investigaciones contra otros funcionarios presuntamente involucrados.

“Es factible presumir que favoreció con la asignación de contratos de obra pública dentro del CJF no sólo a las empresas que conoció de tiempo atrás debido al trato que tuvo con las mismas cuando presentó sus servicios en la PGR y la SHCP, sino también a otras, como Agregados y Maquinarias del Caribe y Consorcio Edificador Núñez”, consideró la Comisión de Disciplina del CJF.

Por el dinero hallado en el carro de Pérez Maqueda también renunciaron a sus cargos su chofer, Juan Carlos Hernández, y Ricardo Michel Hidalgo González, coordinador técnico, quienes antes de dejar sus cargos en el PJF declararon ante el consejo sobre el hallazgo del numerario.

También fueron separados de sus cargos los secretarios técnicos de la Dirección General de Inmuebles y Mantenimiento (DGIM), Paola Graciela Silva Larios Rodolfo Ramírez Tintero.

En agosto de 2019, la Comisión de Disciplina del Consejo de la Judicatura Federal determinó inhabilitar a Pérez Maqueda por 20 años y multarlo por la misma cantidad que le fue hallada en el automóvil bajo su resguardo.

Esto, luego de que llegó a la conclusión de que el exfuncionario recibió dinero que no correspondía a sus contraprestaciones como servidor público y aceptó regalos de lujo.

La decisión de la Comisión de Disciplina fue impugnada por Pérez Maqueda, por lo que en 2020 el pleno del CJF la ratificó y quedó firme.

Antes de llegar al PJF, Pérez Maqueda se desempeñó como director General de Recursos Materiales y Servicios Generales de la extinta PGR, de donde salió en noviembre de 2012 luego de que la Secretaría de la Función Pública (SFP) inició una investigación sobre el contrato PGR/AD/CN/ SERV/147/2012 adjudicado a La Red Corporativo por 92 millones 34 mil 90 pesos.

Con dicho contrato, la Procuraduría General de la República (PGR) adquirió desarrollos tecnológicos que, en su mayoría, no fueron funcionales para la dependencia.

Fuentes allegadas al caso confirmaron que algunos de los funcionarios cómplices de Pérez Maqueda llegaron al CJF cuando él fue designado para encabezar la DGIM y habían trabajado con él en la PGR.

Pérez Maqueda entró al Poder Judicial de la Federación en el año 2015, luego de que el entonces ministro presidente Aguilar Morales lo designó como titular de la DGIM donde participó en la adjudicación de contratos de obra pública referentes a la construcción de los centros de justicia penal y salas orales como parte de la implementación del nuevo sistema penal acusatorio.

En su columna Gran Angular, publicada en EL UNIVERSAL, el periodista Raúl Rodríguez refirió que Pérez Maqueda es vecino y conocido de muchos años del ministro Aguilar Morales.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo