Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Caminos del Mayab Por Martín G. Iglesias ||| La tolerancia y aceptación de Morena

43

Con el nombramiento del regidor Independiente, Issac Janix Alanís como Secretario General del Ayuntamiento Benito Juárez, donde la mayoría de los concejales son militantes del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), éstos demostraron que no buscan el protagonismo político, sino el buen funcionamiento de la administración pública.

No es que los “morenos” no tuviesen cartas para ocupar ese cargo que dejó vacante Jorge Carlos Aguilar Osorio en días pasados, sino que tuvieron a bien hacer una administración plural, y quién mejor que un crítico de la administración para ser el Secretario, pues no es lo mismo ver los toros desde la barrera, que estar en el ruedo.

En ese sentido, la buena relación de Issac Janix con la mayoría de los miembros del Cabildo y principalmente con la Presidente Mara Lezama Espinosa, le valió para ser considerado en una terna para el cargo, y sin tintes políticos, tanto los regidores de Morena, como el del PRI, del PT y la independiente, decidieron otorgarle la confianza en un cargo que se requiere tener las tablas políticas y el manejo fino para atender a la población que cada vez es más demandante.

Pero no solo Morena ha demostrado voluntad política en Quintana Roo, sino que también ha soportado los embates de desprestigio contra sus gobernantes y de sus miembros en cargos de elección popular; embates que se crean desde lo más oscuro del andamiaje político que considera que a todas luces hay que desgastar a este partido rumbo a las elecciones del 2021 y del 2022.
La mayoría de los morenistas prefieren no entrar en conflictos con sus adversarios, pues ya no se está en los tiempos de hacer política violenta y conflictiva, así que mejor prefieren un tipo de política pacífica que difiere y neutraliza el conflicto.
Con su actitud, Morena-Quintana Roo actúa bajo la premisa que la democracia, debe ser un estado de vida, pues eso es el reconocimiento a la diversidad y la convivencia de las diferencias ideológicas, religiosas, políticas y culturales en un marco legal e institucional común. Morena está consciente que en una democracia se gana y se pierde, así como en la lucha por el poder. Lo mismo puede y debe ocurrir con las otras disputas, principalmente las administrativas con otros niveles de gobierno o grupos de poder.

Eso sí, los de Morena no debe de olvidar que quienes ocupan provisionalmente el poder, están obligados a actuar de la mejor manera posible y con apego a las normas existentes, porque el veredicto ciudadano y la rendición de cuentas los amagan de manera constante.
Los politólogos coinciden que quienes se encuentran en la oposición o constituyen una minoría ideológica, étnica, sexual, racial y cultural, algún día pueden tener las garantías de que no serán arrasados, de que tienen derechos y de que pueden llegar a convertirse en una fuerza mayoritaria. Estos grupos tienen que renunciar a la violencia y a la ilegalidad para que puedan ser reconocidos como pares e iguales en la disputa democrática. Claro que esto implica un cambio de actitud de los actores sociales y políticos. Ahí se las dejo…

SASCAB
Ya inició la pasarela en las redes sociales y en los medios de comunicación de las y los que aspiran a una presidencia municipal en Quintana Roo. No por mucho madrugar amanece más temprano. La forma de hacer política ya cambió; si no lo entienden los que aspiran, se llevarán muchas sorpresas.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo