Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Así nos Vemos ||| Otro Miércoles Trágico… ||| Edgar Perez

146
En los últimos días la inseguridad se ha demostrado tan cruel como acostumbra ser, varios aspirantes a cargos de elección popular han sido abatidos por las balas, en diferentes municipios del País. Antiguamente eran noticias que no nos preocupaban, las sentíamos lejos, muy lejos de aquí. Este estigma de violencia ha permeado a todo el tejido social, ha penetrado en todos los niveles de la vida, todos resultan afectados, profesionistas, microempresarios, comerciantes, empresarios de cuello blanco, todos, todos han modificado sus patrones de conducta, sus hábitos y hasta seleccionado sus amistades.
En Quintana Roo en los últimos años de manera muy escueta se fueron haciendo presentes los asesinatos políticos, recordemos a aquel regidor Chetumaleño que lo asesinaron en la puerta de su casa, aquella candidata asesinada por Rancho Viejo, en la campaña de reelección de Juan Carrillo. Ahora dos miércoles trágicos el 24 de febrero pasado cayó abatido por un hampón solitario, Ignacio Sánchez en una reunión laboral lo que generó un caos, un desconcierto en el apacible Puerto Morelos, causó enojo, molestia, frustración por la manera tan artera de ultimarlo.
Se observa que los intereses están muy por encima de la vida de las personas, estos crímenes con móvil político responden a afectaciones patrimoniales, de grupo, a presiones por acatar órdenes, por establecer compromisos, en fin la actividad política no está fuera en la toma de decisiones por motivos de utilidad pública o del posible establecimiento de políticas públicas que vayan a lesionar intereses de particulares.
Lo cierto es que ocurrió hace 2 semanas, Nacho ya fue sepultado y la vida sigue, continúa, va pa delante y en aras de mantener el olor de su presencia y de su figura, postulan como su sucesora a alguien afín a sus sueños e ilusiones, a su pareja y madre de sus hijos, Blanca Merari Tziu Muñoz. Todo bien por ese lado, pero surge la interrogante donde quedaron esas voces agraviadas por el crimen?, donde están esas gentes que exigían y clamaban justicia?, acaso el sustituirlo por su esposa ahoga esos gritos y reclamos? Con eso dan por reparado el daño?
Esta tragedia aún tiene muchas páginas por escribirse. Puerto Morelos después de ese fatídico miércoles es otro, esta caminando dando tumbos, esta tocado ya que uno de sus mejores hijos fue victimizado y con ello la orfandad se hizo presente. Hay que tratar de devolverle a la política su fin último que es la búsqueda del bien común. No es justo que te hayas preparando varios años para asumir nuevas responsabilidades y al final, alguien decida que le estorbas, que no le serás útil, así de frágil es la vida, por ello urge protección a estas actividades; lo dijo recientemente AMLO que brindaran seguridad a los actores políticos para que con tranquilidad desempeñen sus labores y caminen en sus campañas. Tantos paseos en falso de la Guardia Nacional, tantos recorridos, faltan policías a pie, policías que brinden confianza a la gente, que les otorguen tranquilidad y recuperen su confianza.
Ayer de nuevo, las balas hicieron presencia y frustraron otro cúmulo de proyectos, de planes de vida, al asesinar a Flor Ballina Sánchez quien apenas el domingo fue registrada como Presidenta Municipal Suplente de Ángeles Novelo Torres, media hermana de un ex presidente municipal. Isla Mujeres tan pequeña en extensión pero tan grande en inseguridad, sintió de nuevo este malestar que como postal se le vuelve a presentar; que estaba en un bar? que ella lo operaba?, que había ido a ver a su marido que es mesero? que estuvo en el lugar y momento equivocado? Mil y un conjeturas han salido a la luz pública, lo cierto es que hubo un asesinato y esas balas no solo cegaron una vida sino que rompieron la tranquilidad de los pobladores, quienes ahora se sienten más indefensos ante esta espiral violenta que se propaga como la brisa marina.
Lorena Ribbon pegó el grito al cielo, antes que ser dirigente es mujer y madre de familia, exige esclarecimiento de los hechos y que en verdad se investigue. Esta ola de temor afectará el desarrollo de las campañas y es una llamada de alerta, de atención a las autoridades y diferentes actores y actrices políticas que surcaran dentro de poco las calles e invitarán al respetable a que sufragar por ellos.
Debe haber seguridad no solo para los personajes políticos sino para toda la ciudadanía, es un reclamo generalizado, es una demanda de las más añejas, es un sufrimiento colectivo, es un dolor impalpable que ya no debería evadirse. Este flagelo aunado a la Pandemia nos ha convertido en otros ciudadanos, la desconfianza se está apoderando sigilosamente de nuestro patrón de vida, hay que ponerle un alto a este desagravio, a este mal que está carcomiendo la vida misma. Este SOS ojalá no caiga en oídos sordos y en miradas sin destino, urge su atención y el restablecimiento de la tranquilidad y la confianza.
Mejor seguiré caminando y cantando “ con el atardecer me iré de aquí, me iré sin ti, me alejare de ti, con un dolor dentro de mí, te juro corazón que lo hice por tu bien….

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo