Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Así nos Vemos ||| Laura no está…..||| Edgar Pérez

170
Quintana Roo ha crecido vertiginosamente al grado de pasar en 46 años, de 7 originales municipios a 11 que tiene en la actualidad. El crecimiento exponencial se dio en la zona norte con Cancún y Playa del Carmen.
Esto motivó que se redefinieran los planes y programas de desarrollo, se crearon unos municipios ricos y se abandonaron a los originales. La zona maya sigue olvidada, solamente se acuerdan de ella en los eventos significativos para que den el color y el ambiente fotográfico requerido.
Puerto Morelos el municipio más joven, de reciente aparición en la escena política, el 6 de Enero del 2016 fue creado, ha sufrido vejaciones, maltrato y ha pasado de mano en mano, primero le perteneció a Isla Mujeres ya que Cancún no existía, luego a Cozumel posteriormente a Benito Juárez y ahora a Laura Fernández.
Ella ha sido la única autoridad electa para dirigir los destinos, lleva dos trienios consecutivos al mando, dos matrimonios en ese tiempo y varios costales de problemas acumulados sin resolver. Raro ya que ese municipio solo tiene tres poblaciones; Puerto Morelos, Leona Vicario y Central Vallarta.
La riqueza y la economía boyante está en el puerto, la gente local no ha sido beneficiada por el boom turístico; Puerto Morelos está creciendo y favoreciendo a gente de Cancún y d otros lados, los nativos han sido rebasados y confinados al ostracismo a trabajar como servidumbre.
Todos sus sueños e ilusiones por ser Municipio han sido arrumbados por la ola modernista de Laura, hace poco se dio un agarre con los locales por la remodelación del parque central.
No tomó en cuenta la decisión de los pobladores y menos escuchó sus reclamos que pretendían conservar lo provinciano de su Puerto, la historia que encerraba el kiosko y toda el área no le interesa, su preocupación era derrumbar para construir ya que allí está la ganancia, en las obras, aunque no beneficien a nadie.
Acostumbrada a viajar mucho, desde que fue Secretaria de Turismo con Beto Borge se aficionó, por eso viaja a diario, de día es Presidenta de Puerto Morelos y de noche es huésped de Cancún, por las noches la autoridad no está en su municipio, dirige por celular y así lo ha manejado por cinco años.
La gente habita en su mayoría en Central Vallarta que es su pueblo de apoyo, la actividad turística y económica está enfrente del lado del Mar Caribe, falta mayor dedicación en reparación de las pocas calles del puerto, es un lupanar el área de desembarque. No le interesa agradar a los pobladores, sabedora que nunca será una porto morelense, ella es prestada, es flotante y su mundo no se puede circunscribir a esa Aldea de pescadores.
Es de alta escuela, cuenta con pedigree y está muy cercana a la alcurnia jalisciense. Tiene una obstinación insana de pretender inmiscuir a su consorte en la prestación de servicios al ayuntamiento; olvida que mientras mas lejos esté la familia las finanzas son más sanas.
A veces navega muy bajo, no hace olas solo dinero, ha tenido un pleito constante con ejidatarios por el pretendido acaparamiento de predios de alta plusvalía. Este regalito que le dio Borge la “Presidencia”, le ha reedituado una posición económica bastante holgada, a grado tal que hizo una mega fiesta el año pasado en su boda. No solo se casó sino que se trajo a su marido que debería estar dirigiendo el DIF asesorado por Ojeda y no pretendiendo ser el contratista incómodo.
En su afán por dejar sentir su poder tiene una policía de pesadilla, al subdirector Alfredo Serrano le perdona todo, le solapa todo lo imaginable y lo protege como el muro de Trump. Es listo para los negocios pero malo para el conocimiento, a grado tal que resultó reprobado en los exámenes de confianza y aún así lo mantiene en el cargo.
Ahora incluyó en su gabinete a Mike Zetina, quien trae una loza de historial más pesado que la piedra que cargó el atribulado Pipila, más oscuro y negro que la noche, quien brinco de jefe de la ayudantía a Director de Turismo, tipo problemático, con serios indicios de bipolaridad, se ha visto inmiscuido en problemas con la justicia, ahora pretende jugar con él para la próxima sucesión , haciendo a un lado a Nacho Sánchez , a quien le tiene hecho creer que será su dorado.
También práctica el saltibamquismo, después de que el PRI en alianza con el Verde la llevaron a la Presidencia y al ver que el PRI se descarrilaba e iba rumbo al despeñadero, saltó y se refugió en los brazos del Verde que era el mismo PRI solo que fifi. Allí, bajo esa sombra fincó su segundo periodo y ahora ya hasta se siente con derecho a decidir; clásica escuela priista. Cabria preguntarle si se a tentado el corazón para ir a visitar a su amigo y jefe Beto Borge que está ahora en prisión?
Puerto Morelos tiene un futuro promisorio, solo le falta alguien que en verdad le tenga amor a ese municipio y no sea un amor marcado por el billete. Tiene recursos suficientes para que sus pobladores no pasen necesidades. Tan solo el pago del predial y las licencias de sus Hoteles de gran turismo, son mayores que el presupuesto anual de uno de los municipios indígenas del estado.
Afortunados los que llegan a la viña del señor dice un pasaje bíblico, pero también advierte de las penurias y castigos que pasarán por aprovecharse de los demás.
Que clase política tenemos y aún así le hemos permitido dirigir los municipios?, Será que nunca se aprenderá la lección y seguiremos siendo esclavos por los siglos de los siglos?……
Mejor seguiré caminando y cantando con Nek “Laura no esta, Laura se fué, Laura se escapa de mi vida y tu que si estas”…..

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo