Canal de información del acontecer Quintanarroense y termómetro del ambiente político Local y Nacional

Asesino de María Karen cayó al intentar abusar de otra joven

59

 Su captura se dio cuando acosaba a una joven cerca del lugar del homicidio, la cual salió corriendo y pidió ayuda a albañiles y chapeadores que limpiaban el rumbo, que en realidad eran agentes judiciales encubiertos, los cuales tras una breve persecución detuvieron al individuo en su centro de trabajo, un lavadero de autos ubicado en el cruce de las avenidas Leona Vicario y 127. Resultó ser Carmen Ramos Pérez, alias “El Conejo”, el presunto asesino de María Karen Carrasco Castilla, estudiante de turismo en la Universidad del Caribe, cuyo cuerpo fue encontrado sin vida el 27 de octubre.

Según las autoridades el hombre de 40 años de edad, está confeso, y admitió además, la violación de otra chica, a la cual no pudo matar. “El Conejo” escapó a Cárdenas, Tabasco, de donde es originario, pero hace unos días volvió al suponer que la investigación del homicidio había quedado atrás. Hoy será consignado ante un juez penal y trasladado al Centro de Reinserción Social, donde estará arraigado durante el proceso legal.
La Procuraduría tomó varias líneas de investigación, e incluso asignó a varios agentes para que salieran a las calles y se infiltraran como chapeadores, e incluso albañiles, para vigilar la escena del crimen. Eso dio como resultado que se pusiera en la mira a “El Conejo”, quien laboraba por horas en un lavadero. Incluso, el sospechoso, al notar a gente extraña (los agentes encubiertos) se metía por un acceso, pero salía por el otro. Luego de varios días de la misma operación, los agentes decidieron seguirlo hasta su lugar de trabajo y tras entrevistar a sus compañeros, se supo que trabaja por ratos y desaparece por las tardes, dentro de los horarios en los que falleció la joven estudiante de turismo.
En su declaración, “El Conejo” admitió que acudía constantemente al baldío para ingerir bebidas alcohólicas, cocaína y crack, y ya bajo los efectos de éstas molestaba a mujeres que caminaban por ese lugar, además de asaltar, a punta de cuchillo, a quien pasara, según consta en el expediente 6580/2015. Afirmó que estaba bajo los influjos de las drogas y alcohol cuando María Karen pasó por la brecha, por lo que, luego de forcejear con ella, la golpeó hasta dejarla inconsciente y la jaló más de 20 metros dentro de la maleza, donde abusó sexualmente de la chica. Cuando la joven recobró el sentido, el acusado entró en pánico y tomó una roca, la cual dejó caer sobre su pecho y cabeza. Para asegurarse de la muerte, tomó el cuchillo que usualmente usaba para asaltar y le cortó el cuello. Al cumplir su objetivo salió del área verde y caminó hasta su domicilio, cerca del lugar del crimen, donde estuvo escondido un par de días, antes de irse a Tabasco.

Los comentarios están cerrados.

Este portal de noticias usa cookies para mejorar tu experiencia. OK Seguir leyendo